junio 25, 2011

Ciudadanos del mundo


La semana pasada me desvelé por andar viendo unos programas españoles: “Madrileños por el mundo” y “Andaluces por el mundo”. No los veo con frecuencia, pero ya van varias veces que me encuentro programas similares por casualidad en la televisión.

El que he visto con mayor regularidad es “Españoles en el mundo”, por Internet he visto algunos de “Mexicanos en el extranjero” y aquí en Alemania también hay programas similares como “Good bye, Deutschland”.

Todos exploran la vida de migrantes! Entrevistan y muestran cómo españoles, mexicanos o alemanes viven en otros países, cómo se adaptan a otras culturas, si tuvieron dificultad en encontrar trabajo o aprender el idioma, hablan de lo que extrañan de su tierra natal y si quisieran volver. Supongo que estos programas tienen muchos seguidores, para que existan tantos.

Y claro que es interesante conocer la vida de migrantes hoy en día que la globalización nos invade, que la probabilidad de cambiar de residencia es mayor que nunca, sea por trabajo, por estudios o por amor y que todos al menos tienen un pariente o amigo en el extranjero.

Yo soy una de ellas… una migrante que cambió de país de residencia por amor. Ya son nueve años desde que vivo en Alemania, un país que me adoptó sin problemas y al cual me he adaptado rápidamente. Todo es diferente: idioma, comida, clima, gente, costumbres, tradiciones! Y al igual que esas personas de los programas de televisión, extraño mi país natal con su comida, su clima, su gente, sus costumbres y sus tradiciones.

Poco a poco, soy una ciudadana del mundo. Ya no soy mexicana al 100% ni seré alemana al 100%. Soy una mezcla de todo y de nada. Hablo los dos idiomas, sueño en español, pienso en alemán… En casa se comen platillos alemanes con picante, recetas italianas a la mexicana, o tacos a la alemana. Y mis hijas aprenden de tradiciones mexicanas y alemanas a la par.

He de confesar que muchas veces es difícil vivir así, porque no soy ni de aquí ni de allá. Soy extranjera en México porque después de nueve años me he perdido de los detalles de la vida de allá, no puedo platicar con amigas de la cotidianeidad porque ya no pertenezco a esa sociedad. Y siempre seré extranjera en Alemania porque no nací aquí y por más que lea, aprenda y averigüe de la vida alemana, nunca sentiré ni pensaré como alemana y mucho menos pareceré alemana físicamente, jeje.

Así que desde años me autonombré “Ciudadana del mundo”. Vivo en una dualidad difícil de explicar e intento sobrevivir en un mundo que no existe, ese que es una mezcla de tradiciones, idiomas, costumbres y que no tiene un lugar físico sino que reside en el corazón de cada “ciudadano del mundo”.

Soy feliz, eso no lo niego… simplemente soy feliz porque trato de vivir la vida intensamente, sin importar el idioma que hablo, lo que como o lo que extraño. Disfruto todo lo que Dios me regala cada día y busco la mejor forma de combinar esa vida en México que conocí con la nueva vida en Alemania que voy descubriendo día a día. Tengo una actitud positiva, alegre y optimista que me permite ver lo bueno en lo diferente, lo positivo en lo extraño y lo valioso en lo extranjero. Y así, logro ser una ciudadana del mundo FELIZ, COMPLETA y SATISFECHA con la vida!

Amor de Hermanas...

Tengo la fortuna de contar con dos hermanos maravillosos, pero desgraciadamente no tuve la dicha de saber lo que se sentía tener hermanas. Ahora, como madre de dos hijas, voy conociendo ese amor de hermanas que solo conocía por amigas, entre mi mamá y mis tías o en las películas.


Dios me bendijo con dos princesas que sólo se llevan año y medio, por lo que prácticamente no conocen la vida sin su hermana. Desde que Catalina nació, Victoria adoptó su rol de hermana mayor y desde entonces, la protege, la cuida y la defiende.

Por su parte, Catalina copia, imita y repite todo lo que la mayor hace. Pero poco a poco, también se van distinguiendo sus gustos muy particulares, sus personalidades propias y sus formas de ser independientemente de la influencia de la otra.

Juegan todo el tiempo, platican sin parar, empiezan a planear juntas, comparten amigas a pesar de estar en grupos diferentes del jardín de niños, se ponen la ropa de una o de la otra sin problema, discuten poco y casi nunca pelean.

Más de una vez he encontrado a Catalina en la cama de Victoria a pesar de ser individual. Se besan y abrazan con regularidad y simplemente no conocen la vida sin su amiga del alma, su confidente, su otra parte: su hermana!

En Agosto, empieza una nueva etapa en sus vidas. Victoria va a la primaria, y por un año estarán separadas „físicamente“ durante la mañana. El próximo año Catalina entra a primaria también y al menos estarán en el mismo edificio, compartirán la pausa, etc.

Por primera vez, Catalina sabrá lo que es ir solita al jardín de niños y ser de „las grandes“, seguramente recibirá un „ahijado“ a quién tendrá que apadrinar durante sus primeros meses en el kinder y eso la distraerá y ayudará a no extrañar a su hermana mayor... al menos, eso espero.


No termino de agradecer a Dios la dicha de tener dos hijas. Seguramente sería también una mamá feliz con dos varones, o con „la parejita“, pero doy gracias a Dios por ser testigo de ese „amor de hermanas“ que no conocía en carne propia y que ahora disfruto a cada minuto. No sé cuánto tiempo duren de „inseparables“ o cuando empiecen los celos, envidias o pelas por novios, ropa, zapatos u amigos. Pero igual y siempre sean como lo son ahora y mientras tanto, sigo feliz de tener este parecito de hermanas maravillosas!

Que Dios me las preste muuuuuuuchos años mas de vida!

junio 20, 2011

De „TU“ a „USTED“

En español, al igual que en alemán se puede „tutear“ o „hablar de usted“ dependiendo del caso en particular. En México, se „tutea“ regularmente entre amigos, vecinos, colegas y familiares... e incluso se puede „tutear“ a desconocidos si es gente joven, conocida de amigos o después de saludarlos un par de ocasiones.

Es muy común pues pasar de „hablar de usted“ a „tutear“ en España y en muchos países de Latinoamérica, normalmente a gente del trabajo o a conocidos recientemente y en poco tiempo, es decir, después de encontrarse dos o tres veces.

Pero en Alemania me he encontrado con dos situaciones en las que he tenido que pasar de „tutear“ a „hablar de Usted“, cosa que en México pasa muy raramente.

Primero, cuando llegué aquí me tuve que acostumbrar a “hablar de usted” a gente que en México “tutearía” sin lugar a dudas. Es regla hablar de usted (Sie en alemán) a cualquier desconocido, aún sea amigo o conocido de alguien que conoces. A vecinos, colegas y empleados en tiendas o restaurantes se les habla de usted. Y después de algún tiempo, pueden preguntar si quieres que te hablen de “tú”.

Aún a mis alumnos de español, a las mamás de las amiguitas de mis hijas y a las maestras de mis hijas les hablo de usted, con algunas excepciones. Después de 9 años en Alemania, me cuesta trabajo hablar de “usted” a jovencitos en alguna tienda, oficina de gobierno, banco, o a gente que me presentan amigos. De repente se me sale el “tutear” y tengo que explicar que en México es la norma… muchas veces, se me perdona la equivocación y aceptan el “tuteo” de ahí en adelante.

Pero cosa curiosa: los niños “tutean” a las educadoras en el jardín de niños y a las mamás de sus amiguitas. Esa fue otra cosa a la que todavía no me acostumbro, que huercos de 4 años me digan “Hola Natalia” al llegar a mi casa, o “Natalia, quiero tomar agua” cuando juegan con mis hijas!!!

Y es ahí donde viene la segunda situación de cambiar de “tú” a “usted” y es que mi hija mayor entrará a primaria en Agosto y tendrá que hablar de usted a sus maestras. Es decir, “Frau ZZZZ” o “Herr YYYY”, cosa que desconoce porque por cuatro años sus educadoras han sido Petra e Ina, sin lo de “Frau + apellido”.

Y digo yo? Porqué mejor no acostumbrar a los niños desde chiquitos que a los mayores se le habla de “usted”? A mi no me disgustaría que me dijeran “Frau González” o aunque fuera “Frau Natalia”. Pero ni hablar, son costumbres que se tienen que adoptar y ya veré como les va a mis hijas con este nuevo cambio al entrar a la escuela. Todo parece indicar que ambas tendrán maestrOs como titular durante la primaria. Ah! Porque esa es otra cosa que todavía me hace ruido en la cabeza: los niños tienen al mismo maestro los 4 años de la primaria. Qué aburrido, no?

junio 11, 2011

Estoy indignada!

Ya no leo noticias de México de forma regular… ni sigo a periódicos mexicanos en el Twitter, ni en Facebook. Lo poco que llego a leer de México en internet es por mis contactos que postean alguna noticia en sus perfiles.
Así me enteré que esta semana hubo varios eventos sanguinarios y terribles en mi ciudad natal. Ni siquiera los quiero nombrar porque es algo que no puedo creer todavía. El periódico incluía algunas fotografías y fue como si de repente estuviera viendo una película de terror. Se las mostré a mi marido y se quedó mudo del impacto.

Y ya no puedo más! Tengo que gritar a los 4 vientos que estoy indignada! Indignada de ver este tipo de acontecimientos en la ciudad que se decía mas segura del país. Indignada de que la gente siga esperando que llegue el Salvador para devolverles la paz! Indignada de que no haya día sin muertes violentas en mi México! Indignada de ver como los gobernantes se pasan la bolita y no hacen su trabajo! Indignada de ver la falta de interés de muchos mexicanos en el movimiento de paz que ha emprendido el Sr. Sicilia.

Ah! Pero es que no a todos les gusta como piensa ese señor. No comulgan con sus exigencias ni con su “Pacto”. No creen que sea buena idea sacar al ejército de las calles. Algunos dicen que detrás de él hay personas con otros intereses. Otros critican a quienes le acompañan o le apoyan.

Pero es que acaso nadie se da cuenta que la división esta hundiendo a nuestro país? Desde tiempos de los aztecas, los pobladores se dividían y eso los llevo a su desaparición! Porqué no pueden darse cuenta que este movimiento es único en la historia de México, porque esta guerra también lo es! No hay antecedentes de algo similar, y por lo tanto el movimiento ha sido espontáneo, respondiendo a una crisis muy particular.

Y si no estas de acuerdo con las exigencias del movimiento por la Paz, entonces genera otras. O únete al movimiento y da sugerencias para encontrar otras soluciones.

Pero no! La gente se queda en su casa esperando al Mesías, o a Superman o a no sé quien! El país no va a cambiar del día a la mañana, ni con un nuevo presidente, ni por más oraciones que eleven al cielo. Se necesita actuar! Salir a las calles y exigir a los gobernantes que hagan su trabajo. Protestar contra la violencia que ha llegado al límite de lo imaginable. El cambio vendrá de la unidad de TODOS los mexicanos! Y esa UNIDAD se dará cuando todos apoyen un mismo ideal: la Paz, la Justicia y la Dignidad!

Talvez estes esperando estar en la situación del Sr. Sicilia para despertar, para sentir ese coraje que te mueva a actuar, para luchar por un México mejor, para protestar a quienes te hayan quitado a tu hijo, tu marido o tu padre! Qué triste sería si eso es lo único que te haría reaccionar. Porque sólo es necesaria la solidaridad para ponerse en el lugar de tantos padres y madres que han perdido a sus hijos.

Yo no quiero recibir NUNCA esa llamada teléfonica para decirme que uno de los míos estaba en el lugar equivocado a la hora equivocada. Soy solidaria con el movimiento y estoy actuando en consecuencia! Y tú, seguirás esperando?

junio 07, 2011

Soy una gota de agua

Hace unos días me entristecí al ver una de mis plantitas al borde de la muerte. Ha estado haciendo mucho calor y a pesar de que no le da el sol en la cochera, el clima esta muy seco y la plantita estaba por desfallecer. Le puse un poco de agua sin mucha esperanza de que reviviera pero no perdía nada.

Y Oh! sorpresa! Al regresar un par de horas después del supermercado vi con alegría que la planta efectivamente revivía y las flores volvían a estar de pie cuando habían estado colgando muertas de sed. Fue increíble ver el poder del agua en mi plantita… casi lloraba de la emoción!

Y es ahí cuando pensé: ya no voy a decir que pongo un granito de arena por mi país! NO! Ahora seré una gota de agua! Hace unas semanas escribí en mi blog personal:

“No sé si mi granito de arena llenará un vaso, una piscina o un océano… pero sé que mi granito vale oro porque esta puesto con el corazón! Y con un corazón mexicano!”

pero ahora rectifico: “No sé si mi gota de agua llenará un vaso, una piscina o un océano”.



El agua da vida, ES vida! Y eso es precisamente lo que los mexicanos en el extranjero queremos hacer por nuestro país: darles vida por medio de la esperanza! Una vida de paz! Porque poco a poco la vida de México se ha ido marchitando… se tiene miedo, angustia, desconfianza, rabia, impotencia.

Así que todos unidos, desde el Polo Norte hasta el Polo Sur, enviaremos nuestras gotas de agua para que México vuelva a la paz. No sabemos todavía cómo podremos apoyar, pero todos tienen ganas de hacer algo.

El primer paso fue la marcha del 8 de mayo. Luego tendremos que organizarnos y después empezará una lluvia de ideas para proponer planes y proyectos de acción. En Alemania, ya hay tres ciudades decididas a reunirse una vez al mes para dicho propósito. He tenido contacto con organizadores en España, EEUU y Canadá. Y poco a poco se están reportando de cada rincón del planeta y estamos buscando la mejor forma de organizarnos.

Estoy segura que nuestra unión motivará aún más este movimiento que apenas comienza. Es increíble ver a tantos mexicanos preocupados por lo que pasa en nuestro país y sobre todo comprometidos y dispuestos a trabajar.

Repito, no sé muy bien de qué forma podremos apoyar. Pero entre tantas gotitas, pronto formaremos chorros y fuentes que inundarán a México de energía, esperanza y paz!

Y para terminar una frase que me compartió una amiga al hablarle de mi idea de ser una gota de agua:
"A veces sentimos que lo que hacemos es tan solo una gota en el mar, pero el mar sería menos si le faltara esa gota." Madre Teresa

junio 05, 2011

Los pepinos y el E-coli

No me gusta tirar comida, y soy muy cuidadosa a la hora de comprar para evitar el desperdicio o que las cosas se echen a perder. Pero esta semana tuve que tirar un pepino simplemente por "miedo"! Y es que con tanta información acerca de la epidemia de E-coli (EHEC) en el norte de Alemania ya no se sabe si es seguro comer verduras crudas.

La semana pasada culpaban a los pepinos españoles de la epidemia, así que no compré pepinos, independientemente de su procedencia y el único que tenía en casa lo tiré con el dolor de mi corazón. No debí hacerlo, pero los medios bombardean de tal forma que casi le veía monstruitos diminutos al pobre pepino.

Algunos dicen que con lavar bien las verduras basta. Otros que no, que debemos usar desinfectantes y otros más sugieren evitar el consumo de verduras crudas entre las que se encuentran los pepinos, lechugas y tomates.

A 4 semanas de haberse detectado los primeros casos, y con 17 muertes hasta el momento he descubierto que no tienen ni idea de lo que las esta causando. Primero que si los pepinos españoles, luego que no.. que el brote fue en un restaurante de Lübeck o en el aniversario del puerto en Hamburgo. Ahora dicen que en donde producen el gas bio se puede haber creado la mutación de la bacteria.

Así que seguimos esperando a que le atinen, aunque a decir verdad muchos dudan que encuentren el verdadero origen de la epidemia. Por si son peras o son manzanas, o aplicándolo a esta situación por si son pepinos o si son tomates, la mejor noticia sería que encontraran un tratamiento que funcione contra esta nueva bacteria y se eviten mas decesos.

Nosotros seguimos comiendo de todo y prometo ya no tirar mas pepinos ni lechugas ni tomates. Y pues si nos toca, ya estaría de Dios... porque con eso del gas bio la bacteria podría estar hasta en las frutas, y pues no vamos a dejar de consumir frutas por miedo a enfermarnos.

Así que ya veremos en que termina esta historia del E-coli en Alemania...